Los peligros ocultos de la dieta Keto

Desde hace unos meses la dieta conocida como cetogénica o simplemente Keto acaparó la atención de muchas personas, incluso con documentales que pontificaban el estilo de alimentación, sin embargo no todo lo que brilla es oro.

La dieta Keto se basa en limitar la ingesta de hidratos de carbono (que van del 5-20% y en la ingesta muy elevada de grasas (hasta 75% en total).

De acuerdo a lo explicado por la tecnóloga en alimentos, Elena Somolinos, con la dieta mencionada el hígado deja de consumir glucosa como forma de energía para sustituirla por aquella proveniente de la grasa. El cuerpo entra en un estado de “cetosis”, por el cual las reservas de grasa en el cuerpo son convertidas en cetonas, que alimentan los músculos y el cerebro en lugar de glucosa. El resultado es la quema de grasa y pérdida de peso relativamente rápida en comparación con una dieta tradicional.

Básicamente, con la dieta Keto se deja de consumir alimentos como azúcar, café, obviamente gaseosas azucaradas, y otros que están normalmente presentes en le día a día.

Eso sí, abunda la grasa, las carnes, los frutos secos, los pescados grasos entre otros.

Ahora bien, es cierto que con esta dieta es posible bajar de peso y conseguir un mejor estilo de vida, al menos con una alimentación más ordenada, pero tiene algunos puntos en contra.

De acuerdo a lo descrito por el portal de la Fundación Aucal, algunas cuestiones que hay que tener en cuenta son las siguientes:

-Su aporte de vitaminas, minerales y fibra es muy bajo, limita en gran medida la ingesta de frutas y verduras.

-Puede generar episodios de estreñimiento y otros efectos adversos como calambres, halitosis o astenia.

–Se puede desarrollar obsesión por mantener el estado de ketosis lo que puede provocar una pérdida de masa muscular.

Se puede terminar consumiendo demasiado y no perdiendo nada de peso, al tiempo que el cuerpo puede desarrollar una resistencia a la insulina.

-Hay que tener cuidado con esta dieta: “Si se realiza incorrectamente puede modificar los parámetros de lípidos en la sangre, lo cual pondría en peligro nuestra salud”.

Acudir a un dietista o nutricionista es la mejor opción para una dieta a la medida de cada persona porque la respuesta de cada uno es variable, aconseja la profesional antes de tomar una decisión sobre optar o no por la dieta Keto.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s